Bienvenidos viandantes!

Hasta el momento creímos que la gran pregunta universal era “¿qué quieren las mujeres?”…Desde Freud hasta Mel Gibson se ocuparon del tema. Sin embargo, años y años de investigación no pudieron desentrañar tal enigma.

Lo cierto es que el verdadero error aquí es que siempre fueron los mismos quienes investigaron, intentando responder ésta incógnita universal desde un punto de vista totalmente opuesto…esas personas siempre fueron HOMBRES!!!.

¡Y qué puede entender un hombre acerca de lo que quiere una mujer!, si cuando ella le cuenta cómo estuvo su día él sólo asiente con la cabeza o dice “ajá, qué bien”…¡Cómo va a comprenderla si ni siquiera la escucha!

Pero la verdadera verdad (y no es redundancia) es que la culpa de todo la tiene…la MUJER! Y sí!, si es una verdad absoluta que ella se da cuenta cuando él no la escucha; ella entiende que cuando en la mañana él le dice: “mi amor, estas preciosa”, en realidad le está mintiendo…¡Cómo va a estar preciosa si acaba de levantarse, tiene los ojos hinchados y un aliento que mejor ni abra la boca!; ella sabe que aunque sea su mejor amigo sigue siendo hombre, y que si se pasea en bombacha y corpiño enfrente suyo él se va a “alterar”….¡ella lo sabe!, ¿y por qué lo hace?…por qué!?!?!?

Por eso un día, compartiendo estas inquietudes con mi gran amigo Guille, cada uno desde su condición sexual, nos dimos cuenta que en realidad lo que hay que comprender en este complicado mundo de las relaciones no es sólo por qué el hombre miente sino también, y más misterioso aun, por qué a la mujer le gusta que le mientan…Y enmarcando todo: por qué ambos son concientes de esto y sin embargo lo siguen haciendo, ¿no sería más fácil hablar de frente y decir la verdad?…

En fin, éste y muchos otros interrogantes intentaremos responder con nuestro trabajo…Fueron años de investigación empírica para poder brindarle a las nuevas generaciones de viandantes las armas necesarias para que sepan desenvolverse en sus relaciones…o por lo menos para que se aviven!

Los insto a que participen compartiéndonos sus experiencias ya que juntos lograremos más y mejores resultados.

Au revoir!

Pulpo

Bienvenidos a Atención Viandante


Bienvenidos a Atención Viandante. Esto es un intento de desentrañar las intrincadas relaciones humanas y buscar explicaciones que más que desafiar la ley de la gravedad, será de gravedad desafiar estas leyes, producto de años y años de estudio y testeo en el campo de la práctica.

Esto es nada más ni nada menos que una búsqueda de respuestas a preguntas milenarias como:

“¿Existe la amistad entre el hombre y la mujer?” “¿Cómo evitarla?”
“¿Cómo hago para que no me vea como un yuyo inmirable por ser su amigo sino como un hombre con potencial de cama?”

Estas y muchas otras preguntas surgidas desde las profundidades de la naturaleza humana buscarán su respuesta o al menos su confrontación con el único propósito de mejorar la calidad de vida de todos y todas los y las viandantes que circulan por este mundo incomprendidos y despistados.

Por eso, Atención Viandantes, vamos a empezar este recorrido por los más oscuros misterios del sexo opuesto y la interacción entre ellos.

Están invitados a sumar sus preguntas y comentarios, para que podamos juntos llegar a las respuestas.

Atención Viandantes, comenzamos nuestro recorrido.

Guillermo Paz

Pulpo